Ecografía

La ecografía es una tècnica de exploración que mediante la emisión de ultrasonidos podemos ver la morfología de los genitales internos de la mujer ( ecografía ginecológica ) o visualizar el embrión y el feto dentro del útero materno ( ecografía obstétrica ). Se trata de un método de diagnóstico imprescindible tanto desde el punto de vista obstétrico como ginecológico.

Es una tècnica que se basa en la emisión de sonidos de alta frecuencia para obtener imágenes del interior del cuerpo. El sonido emitido por el transductor es reflejado de forma diferente en función de la densidad de los tejidos y de la cantidad de líquido que contengan y es captado por el mismo transductor que lo ha emitido y convertido en imagen por un proceso electrónico-informático dentro del mismo aparato de hacer ecografias, estas imágenes se visualizan en una pantalla y se pueden imprimir y gravar en DVD.

Hace unos años sólo se podía hacer la ecografía via abdominal ( no había transductores vaginales ). Desde el año 1994-95 se utiliza la ecografía vaginal que da más definición y claridad a las imágenes del útero y ovarios y, sobretodo, de los embriones de entre 6-12 semanas. Las imágenes vía vaginal son mejores al estar la sonda emisora-receptora más cerca de lo que se quiere ver y funcionar a más alta frecuencia y menos longitud de onda que la sonda abdominal

 

Ecografía Doppler

El doppler es una técnica que se ha usado desde hace mucho tiempo para auscultar el corazón del feto, actualmente y desde hace unos 10-15 años, gracias a los progresos tecnológicos, su aplicación se ha ampliado en obstetricia para estudiar el grado de bienestar fetal y en ginecologíapara estudiar la vascularización y la neovascularización tanto del útero y ovarios como de los distintos tipos de tumoraciones que pueden aparecer en estos órganos.

Mediante la técnica doppler se pueden evaluar las características del flujo sanguineo en los vasos del feto, de la placenta y del cordón umbilical y detectar una disminución del flujo u otras alteraciones que se pueden asociar a alteraciones fetales, especialmente del crecimiento.

 

Ecografía 3D

La ecografía 3D-4D obtiene imágenes tridimensionales del feto y gracias a la tecnología 4D se pueden ver en tiempo real los movimientos del feto.

En nuestro Centro hacemos ecografías 3D-4D a todas las gestantes que lo deseen. Grabamos la ecografía en formato DVD y las fotos que hacemos las grabamos en un CD en formato JPG. para poder hacer todas las copias y retoque que se quiera copiando el archivo en un ordenador. Nosotros damos en formato papel alguna de las fotos que hacemos. Actualmente la ecografía la hacemos con un aparato de General Elèctric de última generación y es inócua tanto para el feto como para la madre.

Esta ecografía se hace de la misma forma que se hace la de dos dimensiones. La diferencia está en la forma de emitir los ultrasonidos el transductor y el procesamiento que hace el aparato de los ultrasonidos reflejados desde los tejidos fetales y que retornan al aparato.

Se puede hacer en cualquier momento del embarazo, pero el mejor momento para ver la cara del feto tal como será cuando nazca es entre las 27-31 semanas de gestación. En ocasiones no es posible obtener una imagen del feto de buena calidad debido a la posición en la que está el feto o por haber poco líquido amniótico o por una posición muy anterior de la placenta; también por motivos maternos como puede ser una obesidad de la gestante.

Hay que recordar que desde el punto de vista médico no es una ecografía necesaria y que ninguna mútua la cubre.

 

Pruebas de bienestar fetal

Las dos pruebas más usadas e interesantes para saber el grado de comodidad del feto en el vientre materno son: la cardiotocografía o prueba de las “correas ” y la fluxometría Doppler.

La cardiotocografía consiste en un registro continuo de la frecuencia cardíaca fetal junto con una monitorización de las contracciones y de los movimientos fetales. Todo ello queda registrado en un papel milimetrado continuo y que nos permite ver y valorar con rapidez y facilidad las variaciones de la frecuencia cardíaca fetal relacionadas con las contracciones y los movimientos fetales. Las variaciones de la frecuencia fetal y la cantidad de movimientos fetales son lo que nos permite saber el grado de bienestar fetal. Se considera que esta prueba nos valora de una forma cualitativa:

  • La capacidad placentaria para el transporte de oxigeno al feto
  • El estado de los mecanismos del feto frente a situaciones incómodas como pueden ser las contracciones.

Es un método de diagnóstico simple, inofensivo y nada molesto. El valor predictivo de bienestar fetal no va más allá de una semana por lo que en casos de alto riesgo o siempre , se puede complementar con una fluxometría Doppler y repetirlo cada semana.

La fluxometría Doppler mediante ecografía de una arteria umbilical consiste en valorar el flujo sanguineo a través de esta arteria mediante el sistema Doppler para conocer la resistencia placentaria al paso de sangre fetal. Al aplicar el Doppler en la arteria umbilical se nos representan unas ondas de flujo que son las que se valoran como normales o no de una forma cualitativa; también, a través de unas complejas fórmulas matemáticas que lleva incorporadas el aparato de ecografia, se puede valorar de forma cuantitativa y se pueden representar graficamente.

Se ha demostrado que el estudio de la fluxometría Doppler en fetos de alto riesgo disminuye la mortalidad y morbilidad perinatal. Si el resultado es normal nos da una previsión de tranquilidad para una semana.

La valoración cualitativa visual de la placenta y la valoración global de la cantidad de líquido amniótico, a través de la ecografía, también nos pueden ayudar a conocer el estado del feto y a tomar las decisiones oportunas.

 

Mamografías

Las pruebas básicas para la detección de tumoraciones mamarias , como la autoexploración y la exploración periódica por el ginecólogo han demostrado no ser eficaces para disminuir la mortalidad por cáncer de mama. Para poder palpar una tumoración en una mama de tamaño medio-normal se requiere que tenga un mínimo de 1 cm de diametro.

La mamografía es la única exploración que ha demostrado ser eficaz en la detección de tumoraciones antes de que sean palpables. Su sensibilidad se situa entre un 85-95 %.

Hasta el momento no existen otras técnicas alternativas a la mamografía en los programas de detección precoz del cáncer de mama. La evidencia disponible hasta la fecha del cribado mediante mamografía es sólida y consistente. Numerosos estudios realizados en Europa, Canada y Estados Unidos coinciden en una reducción de la mortalidad del 50 % si se hace el screening mamográfico anual y a partir de los 40 años. Al empezar el screening a los 40 años ha permitido detectar cada vez un mayor número de cánceres in situ en este grupo de edad. La American Cancer Society de Estados Unidos recomienda empezar el screenig mamográfico a partir de los 40 años.

Limitaciones de la mamografía:

  • Falsos negativos: debido a la alta densidad del tejido mamario, se estima que hasta un 20 % de los cánceres de mama, no se detectan por mamografía, en mujeres de 40 a 50 años, frente a un 10 % en mujeres de más de 50 años.

Falsos positivos: también más frecuente en mujeres jóvenes. De un 5-10 % de mamografías pueden dar resultados anómalos que requieren otras exploraciones y que luego no se confirma la sospecha mamográfica.

 

Ecografía mamaria

La ecografía de mama se basa en la misma técnica que las ecografias de otras partes del cuerpo. La ecografía de mama permite el estudio diferencial de nódulos que ha palpado el médico en la exploración , que se han visto en la mamografia de rutina o que la paciente se ha notado en la autoexploración que se hace de forma habitual.

La ecografía no sustituye a la mamografía de rutina, sólo en el caso de gestantes y mujeres jóvenes se utiliza como primer método de diagnóstico antes que la mamografía.

La ecografía de mama es esencial para la valoración completa de mujeres con patología mamaria. Mejora la especificidad de la mamografía en el diagnóstico de los nódulos y se suele utilizar como guia para las punciones-biopsia con aguja fina o gruesa.

La ecografía de mama permite distinguir entre un tumor sólido y uno líquido; mejora la definición de las características de los tumores sólidos y permite ver nódulos en mamas radiologicamente muy densas que por su densidad radiológica podrian pasar desapercibidos.

La ecografía de mama también permite localizar y colocar un arpón en lesiones no palpables, antes de la cirugia, para que el cirujano pueda extraerlo con una intervención menos agresiva y más precisa.

 

Densitometría ósea

La densitometría osea es una técnica radiológica que nos determina la densidad mineral del hueso y, por tanto, su resistencia a la fractura. Comparando con valores de referencia en los que se tiene en cuenta edad, peso, sexo y raza, se nos da en % la pérdida o ganancia de masa osea respecto a las personas con sus mismas características.

La repetición de la prueba en intérvalos de 1 a 3 años nos servirá para ver la evolución de su masa osea en casos de no tratamiento y para valorar la eficacia del tratamiento en personas con osteoporosis ya establecida.

Es una exploración médica sencilla, segura y que irradia 10 veces menos que una radiografia convencional de torax.

Habitualmente la empezamos a hacer en el inicio de la menopausia y la asiduidad en hacerla nos vendrá dada por los resultados obtenidos.

 

Citología y Colposcopia

La citología llamada también test de Papanicolau es una prueba en que se valora el flujo desde el punto de vista celular, hormonal y bacteriológico. La muestra que se estudia está formada por células de la vagina y del cérvix uterino.

Esta prueba de laboratorio se utiliza fundamentalmente para el diagnóstico de las lesiones precursoras del cáncer de cuello uterino, pero también permite el diagnóstico de infecciones vulvo-vaginales y algunas infecciones de transmisión sexual; también se puede utilizar para valorar los niveles hormonales de la persona mediante la observación de la morfología celular.

Esta prueba se hace, normalmente, coincidiendo con la revisión ginecológica y el médico indica en cada caso la conveniencia de hacerla cada año o bianual.

Es una prueba muy sencilla de hacer y no comporta ningún riesgo para la paciente. A veces se pueden producir pequeñas pérdidas de sangre, al recoger la muestra, que se autolimitan.

Los resultados anormales de la prueba serán comentados por el médico con cada paciente y se le indicará lo que haya que hacer.

La colposcopia es una prueba complementaria a la citología y que consiste en la observación, con un microscopio especial, del cuello uterino para ver si hay imágenes de las que se consideran anormales o atípicas. Se limpia el cervix con ácido acético al 2% y se coloca un filtro de color verde delante el microscopio para verlo mejor. Normalmente se trabaja con 20 aumentos. También se puede utilizar el colposcopio para ver con mayor claridad lesiones vulvares y vaginales y para dirigir mejor las zonas a biopsiar del cérvix en los casos en que una alteración citológica lo recomienda.

 

Biopsias

La biopsia es una actuación médica en la que , a través de diferentes técnicas, se obtiene una muestra de tejido de una o varias partes del cuerpo para su estudio histológico para llegar a un diagnóstico de certeza del tipo de alteración que tiene. En función de la zona a biopsiar se usará una u otra técnica de las que describiremos. Básicamente hablaremos de técnicas que se usan en nuestra especialidad.

Biopsia por aspiración con aguja fina: básicamente usada en patología mamaria. Mediante varias punciones del nódulo a estudiar se remite el material que queda en la luz de la aguja para su estudio citológico o histológico, en función de la cantidad de material que haya.

Biopsia con aguja gruesa: igual que la anterior pero el diámetro de la aguja es muy superior, tanto como, para que queden cilindros del material a estudiar en su luz interior.

Biopsia incisional: consiste en la extirpación de una parte de una masa o de una parte de una zona sospechosa de patología. La técnica y el material usado es distinto en función de la zona a biopsiar.

  • Para la mama hay que hacer un pequeño corte con anestesia local para obtener el fragmento a estudiar.
  • En la vulva existen unos punzones cortantes que se aplican en la zona a biopsiar y se obtiene un cilindro de tejido.
  • Para el cervix uterino hay una pinza mordiente para obtener las muestras.
  • Para biopsias de endometrio hay unos kids de cánula que raspa y aspira la cavidad para obtener el material, también puede obtenerse mediante histeroscopia ( biopsia dirigida ).
  • Si la biopsia es de ovario debe hacerse mediante una laparoscopia.

Biopsia escisional: la biopsia escisional consiste en la extirpación completa de la masa a estudiar mediante la técnica quirúrgica más adecuada en función de la zona del cuerpo.

 

Histeroscopia

La técnica endoscópica constituye un método diagnóstico y terapéutico indispensable en muchas especialidades médicas. La histeroscopia es la técnica endoscópica ginecológica que nos permite obtener una visión directa del interior de la cavidad uterina. Las indicaciones para los procedimientos histeroscópicos son varios y claros como después veremos.

La histeroscopia diagnóstica es un procedimiento realizado, a veces, sin anestesia que complementa y aclara la sospecha diagnóstica a que se llega por otros métodos diagnósticos menos invasivos como puede ser la ecografía.

Las indicaciones de la histeroscopia diagnóstica son principalmente:

  • Hemorragia uterina anormal
  • Esterilidad e infertilidad
  • Sospecha de malformaciones uterinas
  • Localización de cuerpos extraños ( DIU, restos ovulares )
  • Diagnóstico diferencial de lesiones intracavitarias benignas
  • Indicación y control de la cirugía histeroscópica
  • Tomas biópsicas dirigidas de imágenes ecográficas

La histeroscopia quirúrgica es la actuación histeroscópica sobre patología endocervical o endouterina ya diagnósticada, para proceder a su resolución.

Las indicaciones de la histeroscopia quirúrgica son principalmente:

  • Exéresis de pólipos
  • Extracción de DIU´s
  • Liberación de adherencias ( Síndrome de Asherman )
  • Canalización de los ostium tubáricos
  • Esterilización tubárica ( Método Essure )
  • Miomectomías
  • Resección endometrial ( ablación )
  • Septoplastias

Aunque hay autores que preconizan el uso sistemático de la histeroscopia en pacientes con sospecha de patología endocavitaria, nosotros pensamos, que las técnicas de imagen, basicamente la ecografía, deben utilizarse siempre como de primera linea de investigación , dejando la histeroscopia como de segunda linea.

Actualmente, con la mejora de la ecografía transvaginal, disponemos de un método seguro y eficaz para la exploración no invasiva del espacio intrauterino y con el sistema Doppler se ha mejorado la capacidad diagnóstica ecográfica. Nosotros consideramos siempre la ecografía como estudio previo a la indicación de una histeroscopia.